JUJUY

El candidato a la intendencia por el PJ

“Dingui” Palmieri: “todo está mal, tendríamos que refundar la capital”

La figura del peronismo destacó la falta de obras y la precariedad de los servicios que brinda la municipalidad capitalina.

“Dingui” Palmieri: “todo está mal, tendríamos que refundar la capital”

Diego “Dingui” Palmieri disputará las próximas elecciones del 9 de junio la intendencia de San Salvador por el Partido Justicialista. Consultado por Jujuy Dice, expresó que la capital “es una ciudad totalmente devastada, 12 años de gobierno de Chuli Jorge, 28 años de gobierno del radicalismo, donde hubo sólo 4 años de gobierno peronista, donde no se hizo absolutamente nada para los sectores más vulnerables”.

Resaltó que “todo está mal, tendríamos que refundar la capital, lo que más me preocupa es el tema de los colectivos, la falta de adaptación para personas con discapacidades motoras, vemos que la gente que anda en silla de ruedas no puede tener accesibilidad, entiendo los empresarios, pero tenemos que tener un sentido de humanidad, porque no es justo que una persona que tenga una discapacidad motora no pueda trasladarse libremente de un punto a otro de la capital, o que en otros barrios”.

En cuanto a las obras públicas en los distintos barrios, destacó que no hace falta irse a los barrios periféricos para notar la falta de obras. Detalló que recorriendo los barrios de El Chingo y Villa Belgrano “que estamos a cuatro cuadras del centro, la realidad es totalmente desoladora, no hay asfalto, hay basurales en cada una de las esquinas, hay una situación de aguas servidas en la calle, que es una cuestión muy grave”.

En la misma línea, consideró que existe una precariedad en los servicios que debe brindar el municipio. “Zoonosis que quiso empezar a trabajar, hoy tenemos una situación de animalitos catastrófica, no hay control, no hay un control de sanidad, no sabemos qué cantidad tenemos. Todo lo que es el departamento de salud, no tiene director, el sistema odontológico está funcionando poco y nada, hay una precariedad importante en lo que es el municipio. En la cuestión de los servicios, es una cuestión esencial, ha fracasado, no podemos tener hoy en el siglo XXI gente que no tenga agua, que no tenga luz, que no tenga recolección de residuos porque vive en un asentamiento. Recordemos que esto de los asentamientos son parte de las políticas públicas. En San Salvador hay más de 1500 asentamientos, y en cada uno de estos asentamientos tenemos basurales a cielo abierto porque no hay recolección, entonces tenemos más de 700 basurales a cielo abierto, que es un tema complicado, no sólo por una cuestión estética, es una cuestión de salubridad, por la gente que vive ahí. Entonces, hoy por ser pobre y no tener la capacidad de comprar un terreno, y tener que vivir en un asentamiento no se te da ni el agua, que es un derecho universal y un derecho humano; no se te da la luz y tampoco la recolección de residuos”.

Consultado sobre su candidatura, y porque la gente lo votaría por sobre otro sector del peronismo, que hoy se presenta fracturado en distintos frentes, el candidato a la intendencia, expresó que “nosotros no entendemos que estemos divididos, nosotros cuando hablamos de unidad, entendemos que la unidad no es unanimidad”. Consideró que la mayoría está integrado al PJ, pero que respeta la decisión de aquellos que decidieron presentarse por fuera del partido. “Creo que es una pequeña minoría, que claramente no va a hacer piso en esta elección y ahí va a quedar demostrado que el peronismo es más fuerte que los nombres, esto no es porque lo diga yo, es porque la historia marca que esto fue así, es simplemente recordar algunos movimientos de esta índole en épocas pasadas y vimos como grandes apellidos quedaron desterrados de la política”.

Sobre los candidatos que presenta su partido dijo “hoy nos encontramos con gente muy importante, que no está manchada, que tiene mucha proyección, y sobre todo, cuando analizas en general, todos los sectores y espacios venimos cubriendo, un tipo como Ferreyra que es nuevo, un tipo como Mendieta que es nuevo en el cargo, en los 24 diputados titulares y los suplentes tenemos sólo tres que son repitentes, en el caso de capital, en mi caso también soy nuevo, y absolutamente todos los cargos a concejales son nuevos, entonces me parece que estamos dando una muestra y una señal que no hicimos lo que quisimos sino que escuchamos al pueblo y pusimos en los lugares que va a haber definición política lo que la gente quería. Hoy la gente quería claramente una persona como Julio Ferreyra y no quería un apellido histórico, un nombre bonito, ni un tradicional, quería una persona común, que hizo mucho por los jujeños en toda su carrera en la administración. Nosotros tuvimos la capacidad de escuchar lo que la gente quería y eso es lo que hicimos”.

Consultado sobre que obras haría de ganar la intendencia, consideró que no quieren asumir una responsabilidad sin saber cómo es la situación de las finanzas del municipio. “Sabemos que la coparticipación está en jaque, porque después de 12 años de no haber hecho nada y ahora empezar a asfaltar estos últimos días algunas calles, sabemos que pusieron en garantía la coparticipación, porque tenemos la ordenanza que habilita esta cuestión, es como que firmaron un cheque en blanco, es todo por hacer”.

“Nosotros apostamos a tener un Jujuy moderno, un Jujuy cultural, un Jujuy que empiece a funcionar de otra manera, que no seamos una franquicia de provincia, que empecemos a trabajar en serio lo que es seguridad, salud, producción y sobre todo trabajo. Entendemos también que hay una superpoblación de funcionarios, hay más de 300 funcionarios en la Minicipalidad que cobran alrededor de 45 ó 50 mil pesos promedio, que es vergonzoso cuando sabemos que hay gente que cobra 6 mil ó 12 mil pesos, me parece que es una falta de respeto y hasta inmoral que tengamos tanta cantidad de funcionarios” subrayó Palmieri.

También consideró que hay una deuda con la juventud “hay casi entre 10 y 15 mil jóvenes que salen de la secundaria y no tienen una salida laboral. Creo que es una materia pendiente, y si la provincia no se hace cargo, nosotros nos vamos a hacer cargo”.

Respecto a la polémica surgida por la cantidad de banderas de la UCR en distintos barrios, destacó que la gente que cuida esas banderas cobran un plan “los vemos en cada esquina de lo que es hoy capital, hablamos con esta gente y encontramos que tenemos mucha aceptación, porque somos gente que nos ven como propios, y nos dicen esta realidad que están trabajando por 6 mil pesos, por una caja de mercadería, y la verdad creemos que esto es indigno, este gobierno que tanto criticó al gobierno pasado, me parece que está muriendo por la boca, tanta crítica y hoy hace la misma poliquetería mediopelo, y demuestra a las claras la falta de gestión y creo que se está ahogando en un vaso de agua”

Sobre su propuesta política, destacó que hoy está “lo urgente y lo importante”. “Lo urgente es lo que ya tenemos que resolver, y hoy lo urgente es el hambre, lamentablemente en los barrios periféricos de San Salvador, hay chicos que están anotados en la copa de leche esperando que algún otro chico no vaya a comer para ir a comer, es indignante y la verdad que eso roza hasta lo inmoral. Hablamos con maestra de escuelas y nos dicen que los chicos se están desmayando porque no han desayunado o hace dos o tres días que no comen. Creemos que el hambre es una cuestión crítica”

“Después de esto, lo segundo que te dice la gente es la falta de trabajo, jóvenes que terminan la secundaria y que no tienen capacidad de estudiar porque se cerraron los terciarios, se están cerrando las carreras que ellos pueden estudiar y que además no se están implementando políticas que fomenten el estudio, entonces en estos casi cuatro años de gobierno tenemos entre 40 a 50 mil jóvenes que no saben que hacer de su vida y que cuando van a buscar trabajo no hay trabajo, entonces me parece que esto también es una política a implementar”.