JUJUY

Insólita respuesta al reclamo de una usuaria

Tarifa Social: la excusa del gobierno de Morales y de EJESA para no retrotraer las tarifas

Pese a que se dispuso un congelamiento por 180 días, el aumento avalado por la Su.Se.Pu sigue vigente. Además, tampoco se toca el cargo del FOPEJ, impuesto que percibe la provincia, pero no se sabe qué destinos tiene

Tarifa Social: la excusa del gobierno de Morales y de EJESA para no retrotraer las tarifas

El enojo de la población jujeña por los incrementos exorbitantes en las boletas del servicio eléctrico hizo que el gobierno de Morales tuviera que salir a declarar el congelamiento por 180 días, medida que no alcanza porque mantiene el último incremento, por lo cual, el radicalismo se apaña en la existencia de la tarifa social.

Casualmente, esa es la misma excusa que interpuso la empresa EJESA a una usuaria que le hizo el reclamo por el monto considerable recibido en la factura.

Tras haber realizado la presentación de una nota de descargo por lo valores de recibidos en la última facturación, una usuaria de la localidad de La Quiaca recibió una nota de la empresa de electricidad, donde manifiesta “atendiendo a lo solicitado, le informamos que los importes especificados en las facturas de energía surgen del cálculo de consumo registrado en cada servicio, recalcando, además, que los conceptos reflejados en las mismas, han sido autorizados en cumplimiento de todas las normas legales, el marco regulatorio y tarifario vigente”.

Asimismo, señala “le recordamos que el Gobierno de la Provincia de Jujuy, ratificó la vigencia de Tarifa Social, establecida por Decreto N°8657 ISPTyV-2019, y sus complementarios, instruyendo a los organismos pertinentes a mantener en forma permanente el reempadronamiento, con el objeto de reincorporar al beneficio a todos aquellos que correspondan y atender aquellos casos especiales de usuarios no encuadrados en la Tarifa Social y que por razones debidamente justificadas, requieran de una asistencia específica”.

Por otra parte, también indica que desde el gobierno se dispuso del congelamiento de la tarifa por el plazo de 180 días.

La respuesta de la compañía, extrañamente, se parece al Decreto N°501, firmado el pasado 7 de febrero por el gobernador, donde expresa: “el Gobierno de la Provincia, haciéndose eco de la necesidad de los sectores más carenciados, ha mantenido la vigencia de la Tarifa Social, a pesar que desde el 1° de Enero de 2019 el Estado Nacional dejó sin efecto la misma” a lo que agrega “que por el Decreto N°8675-ISPTyV y sus complementarios, se ordenó el reempadronamiento de los beneficiarios con el objeto de evitar que reciban el beneficio aquellos sectores de la sociedad que no lo necesiten”.

También, el decreto hace referencia al congelamiento por 180 días establecido por el gobierno nacional, plazo en el que se hará una revisión tarifaria”. Frente a ello, el gobierno provincial, en la misma dirección, dispone “a partir de 1° de Enero de 2020, con carácter transitorio, por 180 días, mantener las tarifas vigentes para usuarios del servicio de energía eléctrica”.

Es decir, tanto el estado provincial, como la compañía, hacen hincapié en la existencia de la tarifa social, beneficio que gran parte de la población está exenta por los requisitos que establece.

Además, el decreto tampoco resuelve el problema de fondo por 2 cuestiones: el primero, que el aumento que se estableció continua vigente, y segundo, por que los cargos del FOPEJ, impuesto que percibe la provincia, no se modifica, aun cuando no se sabe cuál es su destino.

De esta manera, cuando Morales, expresa a la ciudadanía “tienen que reempadronarse que hay tarifa social para todos”, sólo es una mentira para no dar una respuesta al problema de fondo en lo que respecta a los tarifazos descomunales que los jujeños y jujeñas deben pagar.