OPINIÓN

Carta de lectores

¿Por qué tenemos que elegir entre la escuela y la cancha?

“Cancha sí, escuela no” fue la frase que acunó el gobernador para desacreditar el pedido de la comunidad de Campo Verde ante el avance sobre un espacio verde. El planteo dejó expuesto la imposibilidad de elección de quienes habitan allí

¿Por qué tenemos que elegir entre la escuela y la cancha?

 

Por Mara Martínez, presidenta Biblioteca Campo Verde

 

Un feroz ataque en las redes está queriendo hacer creer que en Campo Verde somos unos pobres ignorantes que no queremos una escuela...

Pobres ignorantes son los que no luchan. Los que no defienden sus derechos.

¿Porque tenemos que elegir entre la escuela y la cancha?

¿Sabe el gobernador donde vacacionan los pobres?, por supuesto que no en Cariló…

Lo hacen en las canchas, organizando torneos, charlando con los vecinos, tomando mates, compartiendo un bollo, peloteando un rato…

¿Sabe el gobernador cuántas piscinas tienen los pobres?, ninguna, juegan a las bombuchas en la cancha... se corretean con agua en la cancha.

Y eso nos hace muy felices y ricos...

Nos hace más sabios…

Más de lo que es él...más de lo que son ese circo de seguidores infames que lo aplauden mientras ataca a un barrio.

Y sí, pensamos en nuestros hijos cuando peleamos por la cancha...

Pensamos en que no merecen un futuro hacinados con los restos de una escuela abandonada…