Juan Manuel Esquivel
Diputado provincial de FUyO/ Unidad Ciudadana


Mina El Aguilar
“Solo se advierte en el futuro de Minera El Aguilar un destino de ajuste, flexibilización laboral y retiros "voluntarios".

24/06/2019. Por Juan Manuel Esquivel, diputado provincial del bloque Unidos y Organizados, Unidad Ciudadana.

El diputado provincial Juan Manuel Esquivel del bloque del FUyO/Unidad Ciudadana expresa su solidaridad y acompañamiento a la lucha de los mineros y saluda a los ex presos políticos mineros de El Aguilar comprometidos siempre con esta lucha, tal como lo hicieron siempre los leales a Avelino Bazán.

Se cumple una semana del paro que iniciaron los trabajadores de Mina El Aguilar, bajo el control de la Multinacional Glencore, y hoy llegan a la ciudad a visibilizar un reclamo y un derecho: “mejorar las condiciones de trabajo”, por la salud, por la seguridad en el trabajo, asuntos que desde hace dos años viene siendo denunciados por el Sindicato y siguen sin ser solucionados.

Esta nueva marcha de los mineros es un capítulo más que se suma a los históricos reclamos que hacen a la dignidad de los trabajadores confrontado con el poder económico que subestima la sacrificada tarea en los socavones.

En Mina Aguilar S.A. se extrae plomo, plata y zinc. Este último material se procesaba en ArZinc, una planta que empleaba a alrededor de 400 trabajadores en la ciudad de Rosario, también propiedad de Glencore. El 25 de febrero de 2016 la empresa bajó sus persianas. Igual destino tuvo en Jujuy la Fundición El Aguilar, ubicada en Palpalá, donde también se perdieron más de 300 puestos de trabajo a pesar de los 42 millones de dólares anuales de facturación.

En la Mina El Aguilar se extraían alrededor de 36 mil toneladas de materia prima en bruto. Desde el año pasado la empresa inició un proceso de retiros voluntarios. El objetivo: desvincular a unos 200 mineros.  Esta situación es conocida por el gobernador de la Provincia, Gerardo Morales con el argumento de ser poco rentable. Sólo 45 trabajadores aceptaron la oferta, pero resolvieron no aceptar más retiros voluntarios ni despidos. Además, denunciaron que de manera deliberada los directivos están buscando que merme la producción. En la actualidad se extraen solo 28 mil toneladas mensuales. Con el cierre de ArZinc y ahora de Fundición Aguilar (Palpalá) no hay fábricas en condiciones de procesar el material en el país. En consecuencia, solo se advierte en el futuro de Minera El Aguilar un destino de ajuste, flexibilización laboral y retiros "voluntarios".

Ante esa situación en extremo grave y como legisladores provinciales pedimos al ejecutivo que informe la situación real de la empresa, exija la apertura de los estados contables de la empresa e imponga procedimientos de protección de las fuentes laborales.

Es hora que en un sistema democrático el Estado Provincial y las empresas mineras, trabajen en proyectos sustentables, que significa no solo ver por sus ganancias sino producir sin hacer daño a nuestra madre tierra (Pachamama). Respetar los derechos de los trabajadores, garantizar el libre ejercicio gremial dentro y fuera de las empresas. Distribuir en forma justa las ganancias para que el esfuerzo de todos permita más salario, vivienda y salud.



MÁS OPINIONES